Atilio Borón

¿Fin de cuál ciclo? por Atilio Borón

CBST Noticias.- Fueron muchas y muchos los que a mediados de esta década y en coincidencia -¿casual, involuntaria?- con el despliegue de la ofensiva restauradora del imperio se apresuraron a anunciar el “fin del ciclo” progresista en Latinoamérica.

La derrota del kirchnerismo en el 2015 y el ilegal e ilegítimo derrocamiento de Dilma Rousseff en 2016 así como el grotesco juicio y encarcelamiento de Lula aparecían como signos inequívocos del inicio de un nuevo ciclo histórico.

Sólo que los profetas de esta epifanía jamás se aventuraron a arriesgar algo muy elemental: ¿qué venía después? Terminaba un ciclo, bien, pero: ¿quería esto decir que comenzaba otro? Silencio absoluto.

Dos alternativas. O bien adherían a las tesis de Francis Fukuyama sobre el fin de la historia, cosa absurda si las hay; o como los más audaces insinuaban, con fingida preocupación, estábamos al comienzo de un ciclo largo de gobiernos de derecha.

Digo fingida porque, hipercríticos con los gobiernos del ciclo supuestamente en bancarrota in pectore preferían la llegada de una derecha pura y dura que, supuestamente, acentuaría las contradicciones del sistema y mágicamente abriría la puerta a quien sabe qué … porque, sorprendentemente, ninguno de esos acerbos críticos del ciclo progresista hablaba de revolución socialista o comunista, o de la necesidad de profundizar la lucha antiimperialista.

Por lo tanto, su argumento meramente retórico y academicista moría en la mera certificación del presunto cierre de una etapa y nada más.

Ahora bien: todos esos discursos se derrumbaron abruptamente en las últimas semanas.

En realidad, ya venían cuesta abajo desde el inesperado triunfo de López Obrador en México y su tardía incorporación al “ciclo progresista”.

Su victoria demostraba que si bien herido seriamente éste no había muerto.

La debacle del macrismo y su casi segura derrota en las presidenciales de octubre de este año y la reciente revelación de las ilegales e inmorales argucias fraguadas entre el corrupto juez Sergio Moro y los fiscales del poder judicial brasileño para enviar a la cárcel a Lula asestan un duro golpe a los dos puntales sobre los cuales reposaba el inicio del supuesto ciclo “pos-progresista”.

En la Argentina los macristas esperan lo peor, sabiendo que sólo un milagro los salvaría de una derrota. Y Bolsonaro está al borde del abismo por la crisis económica del Brasil y por haber designado como super-ministro de justicia a un letrado inescrupuloso que da un rotundo mentís a su pretensión de ofrecer un gobierno transparente, impoluto, inspirado en los más elevados principios morales del cristianismo que le inculcaron los pastores de la iglesia evangélica cuando -apropiada y oportunísticamente- lo rebautizaron en el río Jordán como Jair “Mesías” Bolsonaro.

Las filtraciones de los chateos por WhatsApp y conversaciones entre Moro y los fiscales dadas a conocer por The Intercept , amén de las múltiples denuncias por corrupción en su contra y sus hijos, revelan que este santo varón llamado a lavar de sus pecados a la política brasileña no es otra cosa que el jefe de una banda delictiva, un impostor, un charlatán de feria, un energúmeno cuyos días en el Palacio del Planalto parecen estar contados.

Y mantener a Lula en prisión será cada día más difícil habida cuenta de la farsa jurídica perpetrada en su contra y ahora exhibida a plena luz del día. Y Lula libre es un peligro de marca mayor para el actual gobierno de Brasil.

También puedes leer: Notas sobre migración en el mundo

¿Se trata de que sólo Argentina y Brasil están incumpliendo con los pronósticos de los teóricos del “fin de ciclo”? No.

¿Qué decir del desastre colombiano, una verdadera “dictablanda” pseudoconstitucional donde según el tradicional periódico El Tiempo “durante los primeros 100 días de mandato del presidente Iván Duque se han registrado 120 asesinatos de líderes”, un baño de sangre comparable o peor que el de las dictaduras que asolaron países como Argentina, Brasil, Chile y Uruguay en los setentas y ochentas (https://www.eltiempo.com/colombia/otras-ciudades/el-mapa-de-los-lideres-sociales-asesinados-en-colombia-184408).

Y qué decir del caso del Perú, en donde todos sus ex presidentes desde 1980 (Alberto Fujimori, Alejandro Toledo, Ollanta Humala, Pedro Pablo Kuczynski y Alan García están presos, fugados o suicidados, lo que junto con la catástrofe colombiana y la deserción de México humedeció irreparablemente la poca pólvora que quedaba en manos del “Cartel de Lima” como lacayo regional del Calígula estadounidense.

Mismo el caso chileno no está exento de dudas toda vez que la deslegitimación de su sistema político ha llegado a niveles sin precedentes.

En efecto, ante la escandalosa capitulación de esa frágil democracia frente a los grandes intereses corporativos, en cuyo nombre exclusivamente se gobierna, la mayoría de la población adulta ha optado por el abstencionismo electoral con el consecuente vaciamiento del proyecto democrático.

En pocas palabras: lo que supuestamente vendría una vez consumado el agotamiento del “ciclo progresista” es por lo menos problemático y está muy lejos de constituir una alternativa superadora del “extractivismo” o el “populismo” que supuestamente habrían caracterizado los gobiernos precedentes.

Lo anterior no debe interpretarse como una aseveración de que el ciclo iniciado con el triunfo de Chávez en las presidenciales de diciembre de 1998 en Venezuela prosigue su marcha imperturbable. Mucho ha sufrido en los últimos tiempos.

El cambio en el clima económico internacional le juega en contra; la obra de destrucción llevada a cabo por Macri, Piñera, Duque, Bolsonaro y la infame traición de Moreno, esa verdadera “armada Brancaleone” que Trump y su predecesor instalaron en Latinoamérica, ha socavado muchos de los avances del pasado.

Pero la realidad es porfiada y un traspié no es derrota, como tampoco lo es un retroceso puntual. El viejo topo de la historia prosigue incansable su labor, favorecido por la exasperación de las contradicciones de un capitalismo cada vez más salvaje y predatorio.

La larga marcha por la emancipación de nuestros pueblos -que nunca fue lineal e invariablemente ascendente- sigue su curso y acabará por desalojar a esos gobiernos entreguistas, reaccionarios y cipayos que hoy agobian a Latinoamérica y nos avergüenzan ante el mundo. Y no habrá que esperar mucho para verlo.

 

Fuente: AVN

Leer Más

#NoTeLoPierdas Revelan detalles de operación política para encarcelar a Lula

CBST Noticias.- El portal de noticias The Intercept Brasil publicó este domingo tres reportajes exclusivos que revelan que el exjuez de la trama Lava Jato y actual ministro de Justicia de Brasil, Sergio Moro, coordinó con los fiscales para encarcelar al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva.

Dichos reportajes, que fueron preparados con base en los archivos inéditos obtenidos por una fuente anónima, muestran discusiones internas y actitudes altamente controvertidas, politizadas y legalmente dudosas del equipo de trabajo de Lava Jato», señala el portal, reseña RT.

Uno de los reportajes muestra que los fiscales hablaban abiertamente de su deseo de impedir la victoria del Partido de los Trabajadores (PT) en las elecciones presidenciales de 2018, por lo cual tomaron medidas para alcanzar ese objetivo.

De los mensajes entre el equipo de trabajo de Lava Jato, enviados a través del servicio de mensajería Telegram, se desprende que los fiscales liderados por el procurador del Ministerio Público Federal, Deltan Dallagnol, discutieron formas de evitar a toda costa una entrevista de Lula da Silva a la columnista del periódico Folha de S.Paulo, Monica Bergamo, porque, de acuerdo con ellos, esta puede elegir o permitir la vuelta del PT al poder.

También puedes leer: En serio ¿Hay una revolución en Venezuela? por Atilio Borón

Otro punto denunciado por los reportajes revela la inseguridad del propio Dallagnol en relación con la acusación que llevó a Lula a prisión en abril del año pasado. «Él estaba inseguro sobre el punto central de la acusación que sería firmada por él y sus colegas», señala.

Ante estas revelaciones, la defensa del expresidente declaró que es evidente que el proceso en su contra es corrupto y exigió su libertad inmediata. Distintas figuras políticas de Brasil, como la exmandataria Dilma Rouseff, aseguran que estas informaciones prueban que la operación Lava Jato urdió una trama en contra de Lula y del PT.

 

Fuente: RT

Leer Más

Lula Da Silva

Lula se solidariza con Assange tras su arresto en Londres

CBST Noticias.- El expresidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, expresó su apoyo al fundador de WikiLeaks, Julian Assange, quien fue arrestado en la embajada ecuatoriana en Londres el 11 de abril.

Además, manifestó su sorpresa frente a la falta de apoyo que el australiano ha recibido tras su detención.

En su cuenta de Twitter, Lula escribió: “Assange es un héroe de nuestro tiempo. Sus acciones contribuyeron a desentrañar la manipulación de los hechos por los servicios de inteligencia de EE.UU. Hizo más por la democracia en el mundo que muchos líderes elegidos”.

Tras lo ocurrido el 11 de abril en la embajada ecuatoriana en la capital británica, el Partido de los Trabajadores (PT), al que pertenecen los expresidentes de Brasil Lula y Dilma Rousseff, expresó su rechazo a la detención de Assange y criticó al Gobierno del presidente ecuatoriano Lenín Moreno. 

En un comunicado, el PT manifestó: “El actual Gobierno ecuatoriano viola principios fundamentales de protección a los derechos humanos de la ONU y de la Corte Interamericana de Derechos Humanos al entregar a un ciudadano ecuatoriano que estaba dentro de la embajada de su propio país, algo inaudito en la historia diplomática mundial”.

La formación brasileña, que es la mayor de Latinoamérica, recordó que la detención es contraria a las convenciones internacionales relativas a la protección de asilados y refugiados, y que además es incompatible con la Constitución de Ecuador, que en su artículo 79 prohíbe la extradición de nacionales.  Assange recibió la nacionalidad ecuatoriana en 2017, sin embargo, el gobierno de Moreno se la retiró el miércoles pasado.

El Partido de los Trabajadores considera que otros documentos de la diplomacia estadounidense revelados por WikiLeaks demuestran la responsabilidad del Gobierno de EE.UU. en desestabilizar regímenes y gobiernos, violando la soberanía de Estados nacionales.

 

Fuente: Telesur

 

Leer Más

La Central Socialista de Trabajadores del estado Falcón se solidariza con Lula Da Silva

@CBSTinfo .- Ante la posible e inminente detención del expresidente y dirigente obrero de Brasil Lula da Silva, manifiesta su solidaridad absoluta con el líder obrero.

Francisco Garcia vocero de la Central sindical falconiana expreso que las fuerzas retrogradas de la pretenden con la detención de Lula; abrir paso a una oleada neoliberal para revertir las conquistas sociales y económicas alcanzadas en su gobierno.

El vocero sindical asevero que la derecha brasileña no le perdona a Lula su origen humilde, el ser un obrero metalúrgico, ni el hecho de fundar el partido de los trabajadores  tampoco perdonan a Lula porque en su gobierno hizo  las reformas y radicales y los  cambios, que produjeron la transformación social y económica de Brasil, que en su gobierno triplicó su PIB per cápita según el Banco Mundial, No perdonan que durante su mandato Brasil se haya en una potencia mundial.

Es importante recordar, que gracias a los programas sociales de Lula se logró sacar a mas veinte y ocho millones de (28’000.000) de brasileros de la pobreza, se redujo drásticamente los niveles de desnutrición y desescolarización de los niños y jóvenes de Brasil. A la salida de Lula de la presidencia, 52 millones de personas (el 27% de la población) se beneficiaban de Bolsa Familia. En el plano internacional, jugó un papel destacado en asuntos como el  los debates sobre  cambio climático.

Para finalizar García indico que el movimiento Sindical Venezolano plantea realizar movilizaciones de apoyo a Lula y rechazo a la persecución judicial que se ha llevado de forma ilegal contra el líder sindical brasileño.

Leer Más

Brasil vive nueva jornada de movilización nacional contra Temer

Los brasileños reiterarán su lucha en contra del golpe de Estado que ha sido gestado por la derecha nacional en contra de la mandataria Dilma Rousseff.

Telesurtv.- Un grupo de sindicatos y movimientos políticos y sociales saldrán a las calles de varias ciudades brasileñas este viernes en una jornada de movilización nacional en contra del presidente interino Michel Temer.

La manifestación fue convocada por el Partido de los Trabajadores de Brasil y el Frente Popular de Brasil (FPV) y estará encabezada por el expresidente brasileño Luiz Inácio Lula Da Silva.

Los manifestantes reiterarán su lucha en contra del golpe de Estado que ha sido gestado por la derecha nacional en contra de la mandataria Dilma Rousseff, quien fue apartada del cargo para iniciar un juicio político del cual no se han presentado pruebas.

Las actividades se realizarán desde las 17H00 hora local en al menos 40 ciudades brasileñas y otras 16 en países de Europa y norteamérica. Los manifestantes portarán banderas y consignas en las que gritarán “Fuera Temer” y no al golpe y ningún derecho menos.

Por otro lado, en Río de Janeiro, al sureste del país se tiene prevista una protesta por parte de trabajadores de la estatal petrolera Petrobras, quienes se declararán en huelga por 24 horas para rechazar el gobierno interino de Temer.

En la víspera, la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, aseguró que el suspendido presidente de la Cámara de Diputados, Eduardo Cunha, es el gestor del golpe parlamentario en su contra, disfrazado de juicio político, que la separó de su cargo por 180 días y busca su destitución.

“El gobierno de Michel Temer expresa claramente lo que quiere Eduardo Cunha para Brasil, el poder hegemónico”, señaló la mandataria durante una entrevista transmitida por TV Brasil.

Rousseff indicó que para el final de su primer mandato “ya se vio un movimiento inusual desde el centro a la derecha”, con el objetivo de sacarla del poder por medio del golpe.

En Contexto

Desde que salió a la luz pública el caso de corrupción en Petrobras, la oposición brasileña pretende vincular a la presidenta Dilma Rousseff y a los miembros del Partido de los Trabajadores (PT) para impedir que se mantengan al frente del Gobierno.
La acusación central de la oposición contra la mandataria para justificar un juicio político es la supuesta violación de normas fiscales al maquillar el déficit presupuestario de 2015. Sin embargo, no se han presentado pruebas en su contra.
Pese a la falta de una base legal para realizar un juicio político en contra de Rousseff, el pasado 17 de abril la Cámara de Diputados aprobó el pedido de impeachment con 367 votos a favor, 137 en contra, siete abstenciones y dos ausentes.
Posteriormente, el Senado de Brasil aprobó el proceso de juicio político contra la presidenta el pasado 12 de mayo con 55 votos a favor, 22 en contra y 1 abstención (de 78 de los 81 miembros del cuerpo colegiado).
En este lapso las autoridades brasileñas deberán demostrar las pruebas contra la mandataria que no fueron presentadas ni en la Cámara baja ni en el Senado.

Leer Más