Skip to main content

Hace 27 años la Derecha perpetra la peor violación de DDHH contra los venezolanos

CBSTinfo/VTV.- El gobierno adeco de Carlos Andrés Pérez reprime a sangre y fuego la rebelión popular contra el FMI y las políticas neoliberales del capitalismo mundial / Más de 3 mil muertes por las balas del ejército sin que ningún organismo internacional interviniera

recurri-al-fmi.jpg

un-1989-febrero-01-26f-fmi.jpg

un-1989-febrero-0043.jpg

Caracas, 27 de febrero de 2016.- Pueblo venezolano se alza contra medidas dictadas por el FMI (Fondo Monetario Internacional)”, fue el título de un diario nacional el 28 de febrero de 1989, al reseñar la reacción del mundo sobre la noticia que sorprendió a todos: los venezolanos que habían votado dos meses antes por el “cambio” que prometió el dirigente adeco Carlos Andrés Pérez, mejor conocido como CAP, salieron a las calles y destrozaron la supuesta “democracia representativa” que los mantenía en la más absoluta miseria.

A partir de ese 27 de febrero de 1989, hace 27 años, el gobierno de ese legendario dirigente de “Acción Democrática” (AD), había autorizado un “paquetazo” demedidas neoliberales precisamente con recetas del FMI, las cuales lesionaban gravemente la soberanía venezolana. Las medidas anunciadas presuntamente permitirían acabar con el colapso económico que padecía Venezuela, tras décadas de manejo dispensioso del tesoro nacional que, entre otras irregularidades, no invertía en las necesidades del pueblo, por cuanto era considerado “gasto” social no reproductivo, y dejando a la buena de Dios a las grandes mayorías vulnerables.

lusinchonosenganolabanca.jpg

Existía falta absoluta de acciones económicas para proteger al pueblo y a los trabajadores, con el registro de una inmensa mayoría de familias en pobreza crítica y en miseria, que padecían hambre y no tenían acceso a salud, vivienda, educación. Las medidas de “shock” anunciadas por CAP reducían beneficios sociales, pensiones, limitaba el “gasto social” y liberaba cualquier restricción a los sectores poderosos del llamado mercado del capital.

Pero acudir al FMI solo fue el mecanismo para endeudar más a los venezolanos, sin que se resolviera ninguna de los problemas económico del “aparato productivo” que el bipartidismo adeco.copeyano había instalado desde 1960. Mucho menos se intentó alguna vez corregir el centenario y pernicioso modelo rentista petrolero.

Y el dinero fresco que ingresaría al gobierno puntofijista incrementaría aún más la deuda externa nacional, la cual ya había sido “refinanciada” por el gobierno adeco anterior, el de Jaime Lusinchi. Paradójicamente, Lusinchi había declarado al final de su mandato que la “banca acreedora nos engañó”, estafa que no impidió volver a caer en las manos de las multilaterales capitalistas que dominan las finanzas mundiales.

colas-27f-defensoria.jpg

represion.jpg

un-1989-febrero-05.jpg

Represión puntofijista, una vez más:

La “carta de intención” con el FMI fue presentada incluso ignorando la reacción popular, la cual fue repelida de la forma tradicional que caracterizó la democracia representativa puntofijista:represión policial y militar absoluta sin respeto alguno a los DDHH y a todo lo que supuestamente garantizaba la Constitución de 1961, la cual nació “moribunda”

De hecho, uno de los titulares periodísticos de 1989 anunciando la decisión de acabar con la protesta, fue redactada de esta manera: “El gobierno aplicará las medidas necesarias para reprimir la violencia”, declaración del entonces ministro del Interior, Alejandro Izaguirre.

Sin embargo, luego se desató la peor represión oficial de la historia, cuando se suspenden nuevamente las garantías constitucionales y el ejército salió a las calles para ocasionar más de 3 mil muertes en todo el país a lo largo de una semana. Oficialmente la cifra quedó en 300 ciudadanas y ciudadanos que fallecieron “degollados por los vidrios de los comercios”, como afirmó CAP a la prensa, pero la realidad saldría posteriormente. Entonces la CIDH nada dijo, ningún organismo internacional de DDHH se pronunció en contra, y el Gobierno de EEUU apoyó al gobierno venezolano en la “preservación” de la democracia.

un-1989-febrero-0013.jpg

27-f-defensoria.jpg

27-F: Investigación de la Defensoría del Pueblo

Curiosa fue la cobertura de la gran prensa nacional sobre este histórico y trágico suceso, conducta que fue debidamente analizada y registrada en 2011 por la actual Defensoría del Pueblo en un excelente libro documental: El 27-F, para siempre en la memoria de los venezolanos. En esta investigación hemerográfica se presentan las causas y las consecuencias de la rebelión popular ante las medidas de CAP con el FMI, que fue el detonante fundamental para la rebelión popular.

Además, el libro 27-F constató la transformación observada en la cobertura de la gran prensa (que hasta entonces había registrado de manera creíble y veraz los eventos noticiosos durante la época puntofijista, a diferencia de su actual hemeroteca de la vergüenza que ha estado acumulando en el siglo XXI).

27-f-indice-defensoria.jpg

La investigación hemerográfica de la Defensoría del Pueblo logra establecer tres etapas distintas en la prensa de la época ante la represión estatal de la derecha gobernante: la primera, publicación sincera de los acontecimentos; la segunda, censura y autocensura para privilegiar a la élite; y la tercera, criminalización de la protesta y de los venezolanos rebelados. Esta evidente metamorfosis pesudoperiodística, permitió justificar ante la opinión pública toda la represión estatal del gobierno puntofijista, en lo que fue el peor genocidio en la historia nacional.

A los 27 años de esta ruptura histórica, la Defensoría del Pueblo realizó un Conversatorio “Memorias de un Pueblo Insurgente” con Ernesto Villegas, Liliane Blaser, P. Bruno Renaud y Alfredo Ruiz en el marco de la Cátedra Libre sobre Visiones Críticas de Derechos Humanos “Acacio Belandria Pulido”.

invitacion-recortememorias_27f.jpg

Fuentes:

http://www.aporrea.org/actualidad/n286311.html

http://www.defensoria.gob.ve/images/pdfs/librosDDHH/27F.pdf

http://www.corpomiranda.com.ve/nacionales/el-27f-fue-la-respuesta-del-pueblo-las-falsas-promesas-del-neoliberalismo/

Hemeroteca de la Biblioteca Nacional de Venzuela (BNV)

/ORODRÍGUEZ

VTV/Fuentes

Leer Más

27 y 28 F Días de la dignidad del pueblo venezolano

Roberto Malaver, licenciado en Relaciones Públicas y Publicidad; analista político
Roberto Malaver, licenciado en Relaciones Públicas y Publicidad; analista político

Memorias de un escuálido en decadencia

27F

Roberto Malaver

 ¡No sé de agujas, sólo sé que María cose! Tal día como hoy este pueblo salió arrechísimo a la calle en 1989, y nosotros estamos esperando que pase una vaina así otra vez, pero no sabemos qué carajo hacer. Dimos un golpe de estado, hicimos un paro que sigue flexibilizado, marchamos, guarimbeamos, montamos un nuevo golpe, acaparamos, contrabandeamos, desabastecemos, y estos carajos no salen a la calle a armar el peo para ver si salimos de Maduro y montamos una democracia de lujo, Made in Usa, asesorados por Obama y John Kerry, que ahora está diciendo de todo contra nosotros cada vez que abre la boca, el carajo nos ofende y nosotros, en la oposición, nos callamos, porque es evidente que el país no nos interesa, lo que queremos es salir de Maduro y quedarnos con Pdvsa, Cantv, Bancos, y todas las empresas para venderlas y quedarnos con esos reales y los empresarios que se encarguen de volver a joder a los pendejos que siguen creyendo en nosotros.

Cuando el caracazo, nuestro admirado presidente Carlos Andrés Pérez, y nuestro gobernador Virgilio Ávila Vivas, dieron la cara y enfrentaron a las bandas desalmadas que salieron a saquear los comercios y empresas de nuestros aliados. Todavía no sabemos cuántos muertos hubo, pero seguimos afirmando que no pasaron de 200, así dijo el General Ítalo del Valle Alliegro. Y todo el mundo sabe que fueron más de 2001 Odisea del Espacio.

Ahora estamos haciendo todo lo posible porque se produzca una nueva vaina de esa y no hemos podido, lo hemos hecho tan mal, que Obama ha salido arrecho a decir todo lo que ha dicho contra el gobierno de Maduro y de ñapa, también puso a John Kerry a decir lo que él no puede decir. Y otra vaina, los medios privados nacionales e internacionales lo están haciendo del carajo, porque le están cayendo encima a Maduro, y uno se imagina que en este momento todo el mundo piensa en el exterior que aquí en Venezuela, mi país, tu país, nos estamos cayendo a coñazo por un rollo de papel tualet. Seguimos buscando nuestro 27 de febrero y no termina de llegar, porque los carajos que hacen las colas siguen siendo chavistas, y claro, esos carajos nunca habían comido como están comiendo ahora, y nunca habían tenido lo que tienen ahora, y por eso es que nosotros no hemos podido tener nuestro 27F

El papá de Margot llegó y prendió la televisión y lo primero que vio fue a un tipo cargando media res saliendo de una carnicería, y por un momento creyó que el pueblo estaba en la calle, y después se dio cuenta de que estaban repitiendo lo que pasó el 27F y se arrechó y se paró y dijo: “Eso es lo que tiene que pasar ahora”, y se fue al cuarto y le metió un carajazo a la puerta tan duro que el apartamento se estremeció por varios segundos, y los vecinos gritaban: “Terremoto. Terremoto”

Esa maldita pared.- me canta Margot

Leer Más

Hugo Chavez: 27 de Febrero “la chispa que encendió el motor de la Revolución Bolivariana”

27 Feb. CBST-INFO. AG.- Hace veintiséis años se gestó el inicio de una lucha incesante, el pueblo venezolano, los hijos de Bolívar, padecían las consecuencias de una crisis política acentuada desde comienzos de los años ochenta. El engaño, la represión sistematizada, la corrupción administrativa, la complicidad del bipartidismo político representado por Acción Democrática(AD) y COPEI elevaron a níveles incalculables la desigualdad social entre la burguesía y la clase trabajadora.

Esta situación reflejó su más cruda expresión durante la insurrección popular del 27 de Febrero de 1989, día en que la clase obrera se manifestó en contra de las medidas económicas neoliberales del expresidente Carlos Andrés Pérez. El Caracazo, conocido popularmente, fue un hecho social que puso en perspectiva la base constituyente del Movimiento Bolivariano Revolucionario (MBR-200) que sería liderado en una insurrección cívico-militar tres años después (1992) por el Comandante Hugo Chávez Frías.

Esa rebelión popular la calificó años más tarde el Comandante Chávez como “la chispa que encendió el motor de la Revolución Bolivariana” y, en consecuencia, surgió el recuerdo mediático de aquellas víctimas que lucharon contra el sistema neoliberal de Pérez expuesto en el denominado “paquetazo” aquel 27 de Febrero de 1989. Este hecho sigue presente en la memoria colectiva del proletariado, porqué, atrás dejó una estela de muerte y desolación.

El paquete abarcaba aspectos de orden cambiario, financiero y fiscal; así como el sometimiento a las condiciones impuestas por el Fondo Monetario Internacional (FMI), organismo que prestaría alrededor de 4.500 millones de dólares en tres años, bajo la condición de liberar las tasas de interés financiero en el sistema hasta 30%.

El intelectual Luis Britto García explicó en febrero de 2012, por medio de un análisis sobre elCaracazo que durante la administración de Carlos Andrés Pérez los bancos dejaron de lado su función de “intermediador” con el Estado, para dedicarse a la adquisición de subsidios especulativos, así como jugar en mesas de dinero. Esta situación arrinconó al Poder Popular al momento de solicitar créditos bancarios.

Este panorama económico ocasionó que los niveles de inflación superaran el 80% en 1989 según datos del Banco Central de Venezuela (BCV) y disminuyera la capacidad adquisitiva de la población. El organismo financiero aseguró en aquel momento que cayó abruptamente el índice de consumo para la clase obrera y, dejó como consecuencia, el quiebre de comercios por ventas mínimas.

Ese lunes 27 de febrero, el Ejecutivo Nacional incrementó el costo del pasaje, provocando la indignación y la rabia en millones de personas que sintieron el efecto de las medidas implementadas por el gabinete económico, al mando del economista Miguel Rodríguez, recordado como Miguel “paquetico” Rodríguez. Los conductores de la ruta Caracas-Guarenasaplicaron el alza del costo del pasaje, establecido en ese momento en 6 bolívares. Este se triplicó, ubicándose en 18 bolívares.

Semanas atrás, el 16 de febrero, Carlos Andrés Pérez había anunciado el contenido del “paquetazo”, que incluía el incremento de los precios de bienes y servicios, entre ellos la gasolina. Estas medidas, dictadas por el FMI y el Banco Mundial (BM), potenciaron fenómenos como la escasez y el acaparamiento de alimentos, así como la amenaza de privatizar las principales empresas fuentes de empleo e ingresos para el país.

Sobre el estallido social, bautizado como El Caracazo, -aún cuando la “chispa” se encendió enGuarenas– la teoría del sociólogo francés Raymond Boudon, corrobora las acciones violentas contra el sistema político imperante protagonizadas por la población menos favorecida, el 27-F. Sostiene el estudioso “que la gente no se mueve tanto bajo la presión de los sufrimientos presentes, como en función de la pérdida de las expectativas futuras. Es capaz de hacer sacrificio, de aguantar los ajustes, siempre que perciba una luz al final del túnel”.

En ese contexto, el 27F, hace 26 años, los venezolanos sintieron la angustia y desesperanza de cara al futuro ante la aplicación de la receta fondomonetarista impuesta por Pérez, lo que se traducía básicamente en el incremento de los costos de los productos de la cesta básica, el aumento del desempleo, los bajos salarios y las condiciones paupérrimas de vida de la gran mayoría nacional. A esto se le suma la corrupción galopante presente en las altas esferas del gobierno.

Asimismo en los ensayos y artículos reunidos en El Caracazo, publicado en 2014, en la colección “4F. La Revolución de febrero”, el periodista Federico Álvarez resume como detonante de la rebelión cívica, la pobreza crítica que superaba para el año 1989, a su juicio, un 30% con niveles de marginalidad situado en más del 50%, “es decir, las dos terceras partes de la población percibía ingresos económicos que bordeaban la frontera de la subsistencia”.

Igualmente refieren en la colección 4F que la modalidad y procedimiento del Caracazo, el 27 y 28 y días subsiguientes, fue distinta a otras experiencias suscitadas en Venezuela, sin embargo, acotan que la protesta fue contra los explotadores y opresores de diverso signo. El abasto, la carnicería y la camioneta de pasajeros -parte de la vida cotidiana de la gente- se convirtió en el blanco de la ira de un pueblo acosado por múltiples problemas económicos, derivados de la aplicación de pautas dictadas por organismos foráneos (FMI y BM).

Es así como la acción de los manifestantes se canalizó hacia negocios de expendio de alimentos, producto de ello, algunos fueron objeto de saqueos. El 27 y 28 de Febrero, se produjeron largas colas para adquirir alimentos, además, del temor y el miedo ante la presencia de vehículos militares en las calles de Caracas. El sonido de los disparos alertaba a los venezolanos, sobre todo, de los barrios sobre la violencia encarnada en la Fuerza Armada Nacional (Fan), cuerpo que recibió órdenes del gobierno (CAP), de asesinar, amparados en el toque de queda impuesto con el objetivo de “restituir el orden”.

El Caracazo, se replicó en los estados Vargas, Mérida y otras ciudades del país, Las manifestaciones fueron controladas en una semana mediante una sangrienta represión desatada contra el pueblo en tiempos de democracia representativa. Cifras oficiales indican que las pérdidas humanas tras los hechos del 27 y 28 de febrero de 1989, fueron de 300 fallecidos, pero los reportes extraoficiales señalan que hubo cerca de mil muertos.

El Estado para reivindicar a las víctimas del Caracazo ha indemnizado a las familiares. Un primer procedimiento se realizó en 1999, cuando el presidente Hugo Chávez, reconoció los hechos como delitos de lesa humanidad los sucesos del 27 y 28 de febrero de 1989 ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). En es primera fase se indemnizó a 182 personas.

El 27 de febrero de 2014, la Fiscal General de la República, Luisa Ortega Díaz, en el marco de los actos conmemorativos del Caracazo, anunció que el Ministerio Público mantiene abiertos (hasta esa fecha) 336 expedientes de investigaciones sobre desaparecidos y fallecidos durante la rebelión.

“Estos expedientes contienen casos por uno o más fallecidos, es decir que 336 investigaciones corresponden a 336 sucesos”, precisó la fiscal desde el Monumento a El Caracazo, erigido por laAlcaldía de Caracas en la entrada del Cementerio General del Sur, en honor a los caídos.

Leer Más

Hace 26 años en Venezuela empezó la Revolución Bolivariana afirma el Presidente Maduro.

Caracas, 27 Feb. CBST-INFO.AG – El presidente de la República, Nicolás Maduro, enfatizó este viernes que hace 26 años, cuando se produjo la rebelión popular del Caracazo contra el sistema neoliberal, empezó la Revolución Bolivariana para proteger al pueblo.

“Ese fue el inicio de la Revolución Bolivariana, para salir del maltrato, del saqueo, de la neocolonia, de la falsa República y la falsa democracia”, dijo el mandatario al comunicarse vía telefónica con el gobernador del estado Aragua, Tareck El Aissami, durante una sesión especial del Consejo Legislativo de la entidad.

“Venezuela empezó el siglo XXI hace 26 años con la rebelión popular del 27 y 28 de febrero de 1989”, añadió.

Este viernes se conmemoran 26 años del Caracazo, cuando el pueblo venezolano salió a las calles para rechazar un paquete de medidas neoliberales que aplicó el Gobierno de Carlos Andrés Pérez, por imposición del Fondo Monetario Internacional (FMI). Se desató entonces una brutal represión que da cuenta de al menos 3.000 muertos.

El jefe de Estado indicó, en transmisión de Venezolana de Televisión, que aquel pueblo “maltratado y masacrado por la oligarquía” tuvo luego a Hugo Chávez como su líder, y “el milagro de la revolución socialista y las misiones” o programas sociales del Ejecutivo Nacional.

Puntualizó que ese tiempo del pueblo del abandono, huérfano y masacrado, se transformó hoy en la época del “pueblo protegido, amado, de la solidaridad, de las grandes misiones”.

El presidente Maduro sostuvo, además, que los venezolanos de entonces fueron los primeros que dijeron no al intento de convertir el país en una colonia del FMI y que rechazaron el capitalismo salvaje y el neoliberalismo. “Fue el pueblo el que dio la primera clarinada de esperanza y vida”, enfatizó.

Por su parte, el vicepresidente Ejecutivo de la República, Jorge Arreaza, recordó la fecha vía Twitter. “El bravo pueblo de Bolívar sacudió las estructuras del capitalismo en 1989; pueblo que se hizo gobierno antineoliberal con el comandante Chávez”, escribió en la red social.

AVN

Leer Más