MIENTRAS LOS “ME IRÍA DEMASIADO” AMENAZAN CON MIGRAR A ESPAÑA, CASI 1 MILLÓN SE VA DE ESPAÑA

image

Y es que casi un millón de personas han salido de España en menos de dos años. Entre enero de 2011 y septiembre de 2012 han emigrado de este país 927.890 personas, de ellas 117.523 eran españoles.
Mientras algunos venezolanos identificados con la oposición están deseando y planeando su salida del país, con una suerte de urticaria emocional, gracias a la reelección del presidente Hugo Chávez, la profunda crisis económica que está afectando a la zona del euro, y especialmente a España, ha revertido el flujo migratorio entre estos países y las naciones latinoamericanas y caribeñas.

Los países de destino, anhelados por los migrantes venezolanos, están sufriendo una inmensa e histórica salida de su población originaria y de cientos de miles de extranjeros que años atrás eligieron estos países para hacer vida, pero que debido a la crisis europea se han visto obligados a retornar.

Según el informe del Instituto Nacional de Estadísticas de España, en la primera mitad del siglo XXI el número de inmigrantes latinoamericanos se incrementaba cada año, alcanzando en 2006 400 mil. A partir de 2008, esta tendencia comenzó a revertirse y en 2009 sólo entraron en territorio español 229 mil personas.

Las oportunidades que ofrece la región latinoamericana, gracias a su fortaleza y estabilidad económica y política, así como la garantía, en varios de ellos, de los derechos laborales y la gran inversión social que se adelanta en los países donde la izquierda gobierna, han sido puntos de honor para que cada vez más españoles de origen o nacionalizados estén generando esta oleada migratoria, sólo superada a los acontecidos en la segunda posguerra.

Y es que casi un millón de personas han salido de España en menos de dos años. Entre enero de 2011 y septiembre de 2012 han emigrado de este país 927.890 personas, de ellas 117.523 eran españoles. Actualmente, hay 1,25 millones de europeos residiendo en América Latina, un número que viene aumentando año tras año. Según la fuente oficial de estadística española, Argentina encabeza la lista de países latinoamericanos como puerto de entrada, seguida por Venezuela, Brasil, México y Chile.

Sin embargo, a pesar de todo esto, existen venezolanos que están tramitando sus papeles para “irse demasiado” a las tierras de las no-oportunidades, dónde la crisis del sistema capitalista ha hecho estragos. Se espera que los españoles que estén pisando estas tierras americanas no informen sobre la muy difícil situación de su país a los venezolanos que quieren irse, ya que en Venezuela hacen falta compatriotas que luchen y trabajen por nuestra nación, no aspirantes a ser súbditos del Rey.

Los Comentarios están cerrados.