“CHÁVEZ: “DESDE HOY MISMO LES DIGO: YA ESTÁN DERROTADOS”


Chávez reiteró que están en juego la independencia y el poderío nacional. Llamó a convencer con argumentos, sin sectarismo, a indecisos y confundidos y a desarrollar una campaña de ideas y la alegría.
Después de encabezar una caravana que recorrió 18 kilómetros del corazón del centro del país, desde Mariara, Carabobo, hasta la avenida Constitución del estado Aragua, el candidato de la Patria, Hugo Chávez, se dirigió al mar del pueblo que le acompañó en el inicio de campaña convertido en “huracán bolivariano”. Sus palabras primeras: “es más que amor, frenesí”.

“Arrancó el huracán bolivariano, una nueva batalla de las tantas que hemos librado en estos años (…) Al ataque, a la ofensiva general en todos los niveles, en todos los ámbitos, en todas las calles, en todos los barrios, pueblos y espacios. Hoy arranca la jornada que nos llevará al 7 de octubre para garantizar la continuidad de la revolución socialista en Venezuela”, dijo el presidente Chávez.

Explicó que la campaña tendrá un carácter defensivo y ofensivo, “la combinación de ambas formas de batalla nos llevará a la gran victoria del 7 de octubre”: defensa de nuestra independencia y nuestros valores y ataque contra una burguesía que pretende consolidar el capitalismo. “Como escribió Toby Valderrama, las elecciones siempre tendrán una carga burguesa y de eso tenemos que defendernos”.

Dijo que en el próximo período presidencial será necesario acelerar los planes de vivienda y desarrollo de urbanismos para el pueblo, cancelar las prestaciones a los jubilados y llevar la pobreza a cero. “En los últimos 6 años hemos logrado disminuir la pobreza a 25% (más de la mitad), pero en el próximo período no debe haber miseria en la Patria de Bolívar”.

“Ahora qué pasaría en Venezuela si volviera a gobernar la burguesía, Venezuela se volvería a hundir en la miseria. Lo que tenemos que cuidar no es ni siquiera lo que hemos logrado, que ya es bastante, sino lo que vamos a lograr en los próximos 20 años (…) En el capitalismo el pueblo pierde los derechos fundamentales: a la educación, a la vida, a la salud y la vivienda, a ser libres y soberanos sin subordinarnos a imperialismo alguno”.

“En estos próximos cien días se van a decidir los próximos cien años venezolanos”. Aseguró que además de pedir a Dios que le conceda salud y vida para seguir entregándola al pueblo venezolano de manera plena, también pide que le siga dando al pueblo mayor conciencia, fe y cohesión para que el 7 de octubre “logremos la gran victoria de Carabobo y abramos el horizonte de los próximos cien años de Venezuela”, aseguró.

El presidente Chávez también insistió en su primer discurso de campaña en la necesidad de “convencer con argumentos e ideas a los indecisos y a los confundidos por la guerra psicológica de la derecha, vamos por los nuevos votantes, a esos jóvenes que saludo con emoción de padre y abuelo (…) Eso es algo que les encomiendo (a las bases de patrulla) fervorosamente en los próximos 99 días: la batalla de las ideas y los argumentos”.

Además de las ideas, “esta campaña deber ser de mucha alegría, entusiasmo, porque entre nosotros reina la fe, la esperanza y el optimismo (…) Se ha desatado el invicto huracán bolivariano que seguirá siendo invicto en Carabobo el próximo 7 de octubre”.

Reiteró que “ésta es la campaña en la que arrancamos en las mejores condiciones, aunque la burguesía ha tratado de hacer ver que hay guerra de encuestas, la verdad es la verdad: entre Chávez y el candidato majunche no hay menos de 20 puntos de diferencia en este momento. Algunos analistas dicen que a estas alturas, a tres meses para las elecciones, esa brecha es irreversible”.

Inmediatamente después advirtió que el triunfo sólo será posible si se trabaja sin triunfalismo, sin sectarismo, con argumentos e ideas para convencer. “El juego en béisbol se gana cuando se hace el out 27. A pesar de que estamos iniciando la campaña en las mejores condiciones, lucharemos día a día, noche a noche, para buscar los 10 millones de votos el 7 de octubre y darle a la burguesía otro fulminante nocaut”.

Alertó una vez más que la derecha “ya empezó a cantar fraude y arremeter contra el Consejo Nacional Electoral, la Fuerza Armada Nacional Bolivariana y las instituciones. Esos es evidencia de que ya se sienten derrotados y que están pensando en el Plan B: la violencia. Si es que se les ocurre el plan B, nosotros ya tenemos el plan Ch, van a quedar planchados”.

Nuevamente dijo que deberá hacer “un mayor esfuerzo para ponerle algo de picante a esta campaña, para que esto divierta, porque jamás tuve contendores tan aburridos como el majunchismo, vaya que son aburridos, el chayotismo, no saben a nada, son la candidatura de la nada y nosotros somos la candidatura de la Patria. Vamos a seguir construyendo la Patria socialista, grande y bonita, la Venezuela nueva”.

“Hagan lo que hagan y pase lo que pase, no podrán con Chávez porque él es pueblo (…) Ellos no entenderán jamás que Chávez ya no soy yo, y esto no es una consigna, Chávez es el pueblo, Chávez son millones, Chávez son los niños, las mujeres”.

Los Comentarios están cerrados.