En Fotos: Trabajadores de la CBST marcharon contra la ingerencia y en apoyo a Bolivia

@CBSTinfo.- Trabajadores de Venezuela se suman a las manifestaciones contra los golpes de estado, la injerencia y la violación de los DD.HH por parte de la minoría fundamentalista religiosa y racista que tomo el poder en Bolivia luego que los militares dieran un golpe de Estado al Presidente Evo Morales.

ç

 

En el Estado Falcon también la CBST y la Vicepresidencia de PSUV-Trabajadores tomo las calles para manifestar apoyo al pueblo boliviano que sufre una represion terrible.

Leer Más

Bolivia: Golpistas otorgan licencia para matar a policías y militares

Resultado de imagen para golpe militar en bolivia

@CBSTinfo.- La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) denunció este sábado la emisión de un “grave decreto” que exime de “responsabilidad penal al personal de las fuerzas armadas de Bolivia que participe en los operativos de restablecimiento y estabilidad del orden interno”.

El documento publicado por la CIDH fue firmado el 15 de noviembre por el Gobierno interino, y autoriza a los militares a usar “todos sus medios disponibles” para controlar las manifestaciones.

El artículo tres del decreto supremo número 4.078 establece: “El personal de las fuerzas armadas que participe en los operativos para el restablecimiento del orden interno y estabilidad pública estará exento de responsabilidad penal cuando en el cumplimiento de sus funciones constitucionales, actúe en legítima defensa o estado de necesidad y proporcionalidad, de conformidad con el Art. 11 y 12 del Código Penal. Ley 1760 y el Código de Procedimiento Penal”.

Mientras tanto, el artículo siguiente señala que los militares “deberán enmarcar sus actuaciones conforme lo establece el Manual del Uso de la Fuerza aprobado mediante decreto supremo 27.977 de fecha 14 de enero de 2005, pudiendo hacer uso de todos los medios disponibles, que sean proporcionales al riesgo de los operativos […]”.

El documento, según la organización, “desconoce los estándares internacionales de derechos humanos y por su estilo estimula la represión violenta“. Además, en su pronunciamiento, la CIDH condenó cualquier acto administrativo del Gobierno “que atente contra el derecho a la verdad, la justicia y al derecho internacional”. Particularmente, el organismo se refirió a las actuaciones de las fuerzas armadas en las protestas sociales.

“Los alcances de este tipo de decretos contravienen la obligación de los Estados de investigar, procesar, juzgar y sancionar las violaciones de derechos humanos“, escribió la Comisión en Twitter.

La denuncia llega un día después de que la organización multilateral condenara el uso desproporcionado de la fuerza en las manifestaciones que transcurren en Cochabamba.

El depuesto presidente Evo Morales también se pronunció al respecto y manifestó que “los autores del golpe de Estado en Bolivia gobiernan con decretos, sin el Legislativo y apoyados en armas y bayonetas de Policía y fuerzas armadas”. Morales considera que el documento es “una carta blanca de impunidad para masacrar al pueblo”.

Por su parte, el ministro interino de la Presidencia, Jerjes Justiniano, declaró que “de manera distorsionada se dice que es una licencia para matar”. “Este decreto tiene una base legal en la Constitución y la Ley Orgánica de las Fuerzas Armadas”, afirmó.

Leer Más

Sebastian Piñera reconoce violación de DD.HH durante protestas en Chile

Una manifestante cae al piso por un tanque de agua durante las protestas en Chile

CBSTinfo.-. El presidente de Chile, Sebastián Piñera, reconoció durante una rueda de prensa que “en algunos casos no se respetaron los protocolos, hubo uso excesivo de la fuerza, se cometieron abusos o delitos y no se respetaron los derechos de todos”.

En una rueda de prensa desde el palacio de la Moneda, el mandatario abordó la situación vivida en el país durante las últimas cuatro semanas. En su primer discurso tras el acuerdo firmado en el Congreso por las principales fuerzas del oficialismo y la oposición condenó el uso excesivo de las fuerzas.

“En algunos casos no se respetaron los protocolos, hubo uso excesivo de la fuerza, se cometieron abusos o delitos y no se respetaron los derechos de todos (…) Nuestro gobierno hará todos los esfuerzos para que exista justicia y no impunidad”.

Piñera aseguró que no habrá impunidad para aquellos que perpetraron actos de violencia durante varias semanas de protestas.

 “No habrá impunidad ni con los que hicieron actos de inusitada violencia ni con aquellos que cometieron atropellos o abusos. Haremos el mejor de los esfuerzos para asistir a todas las víctimas en su recuperación y para que la Fiscalía y los Tribunales de Justicia cumplan con su misión de investigar y hacer justicia”, manifestó el presidente.

El mandatario reconoció que Chile vivió “tiempos duros y difíciles” que hicieron cambiar a todos en las últimas cuatro semanas y señaló que es necesario renovar el pacto social para “poder sanar esas heridas y reparar esas grietas”.

“Y para que eso sea posible, todos, todos los chilenos y chilenas de buena voluntad debemos condenar en forma categórica y sin ninguna ambigüedad la violencia, la violencia venga de donde venga”, enfatizó.

Refiriéndose a la actuación del ejército y los cuerpos de orden, el presidente reconoció que “en algunos casos no se respetaron los protocolos, hubo uso excesivo de la fuerza, se cometieron abusos o delitos y no se respetaron los derechos de todos”.

“Nuestro compromiso con los derechos humanos, con la verdad y con la justicia exige que todos estos casos que están siendo investigados por sumarios administrativos de nuestras Fuerzas Armadas y de Orden o por la Fiscalía sigan siendo investigados, para que en función del mérito de la causa puedan ser conocidos y juzgados por nuestros Tribunales de Justicia”, dijo.

En materia económica, el mandatario, tal como ya lo había anunciado el ministro de Hacienda, Ignacio Briones, anunció su decisión de aumentar más del 20% de la pensión básica solidaria. Sin embargo, explicó que solo podría ser implementada de forma gradual.

“Nuestra intención es avanzar más allá del aumento del 20% ya propuesto, pero en forma responsable y a través de un camino con gradualidad, para poder cumplir con hechos y no sólo intenciones”, afirmó Piñera.Asimismo, el jefe de Estado chileno felicitó a los parlamentarios que negociaron el acuerdo para una nueva Constitución.

“Quiero valorar y agradecer desde el fondo del alma a ese amplio grupo de parlamentarios que, después de muchas horas de difíciles y legítimas discusiones, lograron superar muchas de sus históricas diferencias y alcanzar un acuerdo que pone los intereses de Chile y los chilenos por delante. De eso se trata la buena política”.

Hasta el momento, al menos 25 personas han muerto en las protestas, cinco de ellas a manos de las Fuerzas Armadas y la policía

Fuente Sputnik

Leer Más

El caos en Latinoamérica: agonía del neoliberalismo con auge de la remilitarización

Protestas en Bolivia

@CBSTinfo.- En el mundo hoy tripolar de EEUU/Rusia/China, fracturado por la desglobalización que refleja la agonía del neoliberalismo global, se escenifican revueltas multidimensionales con una aguda remilitarización en Latinoamérica —sin el Caribe—, en medio de la rebelión demográfica de los ‘millennials’ que usan como instrumento las redes cibernéticas.

Solía proferir Confucio, el inconmensurable sabio chino del siglo V a.C., que el inicio del caos se gestaba con la confusión lingüística.

En el nuevo (des)orden global en curso, han sido hechas añicos las viejas categorías de izquierda/derecha cuando hoy el mundo se encuentra fracturado por la dicotomía del nacionalismo contra el globalismo —antes de la próxima taxonomía de la inteligencia artificial donde prevalecerán EEUUChina y Rusia.

La epidemia de revueltas en Latinoamérica, sin contar el Caribe que padece las propias, se han agudizado debido a su dinámica demografía donde resaltan los millennials desde Ecuador pasando por Chile hasta Bolivia y quienes se movilizan con mayor vehemencia y celeridad gracias a las redes cibernéticas.

Bajo el prisma del hemisferio ‘americano’, resalta la lucha por el poder en EEUU entre dos grupos antagónicos —el de George Soros y el del presidente Trump— quienes hoy luchan en una guerra sin cuartel con sus respectivos tentáculos y epígonos.

En la fase de Trump, asistimos a un neomonroísmo que resucita la doctrina Monroe de 1823 y que busca destruir lo que queda del alicaído bloque ALBA.

La feroz lucha fratricida en EEUU, de cara a las elecciones de noviembre de 2020, afecta e infecta la dimensión latinoamericana debido a la presencia del 18% de latinos en su seno —55 millones, en una población de 329 millones—, muchos de ellos de doble nacionalidad, así como a la política propia del trumpismo, nada disímbola de Hillary Clinton/Obama respecto a Latinoamérica que sufre en varios puntos desestabilizaciones mediante golpes de Estado inducidos y apoyos tangibles para sus diversas  remilitarizaciones.A mi juicio, el inicio de las audiencias públicas para defenestrar a Trump y/o la búsqueda de su reelección tienen ya repercusiones enormes desde el norte de México —la carnicería de la familia de mormones LeBaron en la sierra de Sonora, frontera con Arizona: notorio ‘estado volátil (swing state)’ del Colegio Electoral— hasta Bolivia, donde fueron capturadas las llamadas telefónicas a la Embajada de EEUU en La Paz de parte de dos senadores republicanos que promovieron el golpe de Estado: Marco Rubio de Florida (con 29 votos electorales) y Ted Cruz de Texas (con 38 votos electorales).

De aquí a noviembre del 2020, tanto para impedir su impeachment (defenestración) como para ser reelegido, Trump deberá contar con el apoyo de los dos senadores de origen cubano Marco Rubio y Ted Cruz, quienes han apretado las tuercas para propiciar cambios de régimen en países que consideran comunistas/socialistas en Latinoamérica.LeBaron en el norte de México, no solamente el presidente Trump conminó a su homólogo mexicano a recibir ayuda militar para combatir a los ‘monstruos’ del narcotráfico, sino que también el muy influyente senador republicano Lindsey Graham llegó a calificar a México de encontrarse en una situación peor a la de Siria.

Las convulsiones en Latinoamérica y sus resultados tendrán enorme impacto en las elecciones de EEUU en noviembre del 2020.

Hoy Latinoamérica vive una imponente remilitarización: desde la llegada al poder en Brasil con el excapitán evangelista Jair Bolsonaro hasta el reciente golpe policiaco/militar/mediático/bíblico en Bolivia.

En Brasil, la máxima potencia geoeconómica/territorial/poblacional/militar de Latinoamérica, 22 miembros del gabinete de Bolsonaro son militares, donde destaca su vicepresidente y general retirado Hamilton Mourao.

La remilitarización brasileña es sui generis con máscara ‘democrática’, mezclado al pinochetismo neoliberal de su ministro de economía Paolo Guedes: un Chicago boy adoctrinado en Chile.

En Chile, el colapso del modelo neoliberal ha llevado a una revuelta de los millennials que no amaina, por lo que su presidente Sebastián Piñera, un multimillonario que hizo su fortuna bajo el pinochetismo, decretó el estado de emergencia operado por la casta militar.

La dimisión del gabinete de Piñera y las promesas de un nuevo pacto social y una nueva Constitución no satisfacen a los millennials, sin horizonte palpable de vida, quienes exigen su renuncia, lo cual presagia la ingobernabilidad y un inminente golpe de Estado rectificativo.En Perú, frontera norte de Chile, el presidente Martin Vizcarra disolvió el Congreso y gobierna con un amplio respaldo de su Ejército.

En Ecuador, frontera norte de Perú, las volcánicas protestas juveniles obligaron a un toque de queda operado por el Ejército en la capital Quito para sostener a su repudiado presidente Lenin Moreno que tuvo que huir a Guayaquil.

Hasta aquí cabe un axioma estrujante: los Gobiernos de Latinoamérica, sean de izquierda o de derecha en la anacrónica taxonomía, perviven si gozan del apoyo del Ejército —como son los casos de Nicaragua y Venezuela— o son derrocados, como es el caso de Bolivia donde el Ejército y la Policía obligaron a la renuncia del presidente Evo Morales.

El caso de Venezuela es singular: pese al boicot y las sanciones de EEUU —que busca apoderarse de su petróleo, oro y torio—, el presidente Maduro, sucesor de Hugo Chávez (teniente coronel de carrera), ha podido sortear las sublevaciones y la autoproclamación como ‘presidente’ de Juan Guaidó, gracias al apoyo del Ejército que ha mantenido su cohesión contra vientos y mareas.

Debido al golpe de Estado, Bolivia marca el paroxismo de la remilitarización en Latinoamérica y parece repetir el menú neomonroísta de EEUU cuando Hillary Clinton propició el golpe de Estado militar contra el presidente Manuel Zelaya en Honduras en 2009 para luego redireccionar su ‘democracia’ militarizada con un candidato conveniente.¿Podrá el Ejercito de Bolivia repetir hoy con Trump la fórmula hondureña de ayer con Hillary Clinton?

En Bolivia, llamó la atención que la autoproclamada presidenta Jeanine Áñez —por cierto, tía de Carlos Andrés Áñez Dorado, un narcotraficante encarcelado en Brasil hace dos años —haya sido elegida sin quórum y entronizada por los militares en forma flagrante.

La autoproclamada presidenta se hizo notar más, amén de su racismo medieval contra los indígenas (mayoría de la población), por ostentar una Biblia evangelista como su estandarte, en imitación al ‘evangelismo sionista‘ del excapitán Bolsonaro en Brasil.

Entre los varios factores en juego en Bolivia, cabe destacar uno de mayor trascendencia geopolítica: su posesión de gas nacionalizado y la mayor reserva de litio en el planeta que sirve para los smartphone y los carros eléctricos.

lpe, el Gobierno de Evo Morales había anunciado sus planes para nacionalizar la industria del litio. Cabe destacar que días antes, el depuesto Evo Morales había asistido al lanzamiento del carro eléctrico Quantum, de fabricación boliviana al 100%.Hace dos meses, Ivanka, hija y ‘asesora’ de Trump, había visitado la provincia de Jujuy (Argentina), frontera con Bolivia, para apoyar la ‘ruta del litio’ mediante una inversión de 400 millones de dólares.

El ‘triángulo del litio’ de Bolivia/Argentina/Chile concentra el 75% del planeta y es objeto de la codicia de las mineras anglosajonas de EEUU y Canadá que desde la OEA —con sede en Washington y cuyo presupuesto depende del 60% de EEUU— había catalizado el golpe de Estado en Bolivia.

Leer Más

Golpistas bolivianos tiñen de sangre jornada de protestas de cocaleros con 7 muertos

Resultado de imagen para marcha de los cocaleros en bolivia

LA PAZ  @CBSTinfo.-  Al menos siete productores de coca murieron en choques con las fuerzas del orden en el departamento boliviano de Cochabamba (centro), según informó la radio sindical cocalera, en la jornada más violenta de las protestas contra el gobierno de facto de Jeanine Áñez instalado el 12 de noviembre.

“Acaban de confirmar el deceso de dos compañeros en el hospital Viedma, que se suman a los cinco muertos que fueron llevados al hospital de Sacaba”, reportó la radio sindical Kausachun Coca citando reportes médicos.

El gobierno de facto lamentó los hechos, aunque solo confirmó cinco muertos, y llamó a un diálogo de pacificación sin precisar protagonistas, en tanto que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) condenó “el uso excesivo de la fuerza por parte de las fuerzas de seguridad en Cochabamba”.

“Las armas de fuego deben estar excluidas de los dispositivos utilizados para el control de las protestas sociales”, sentenció la CIDH día Twitter.La Defensoría del Pueblo de Bolivia, a su vez, expresó su “alarma y preocupación” ante lo ocurrido e instó a investigar “si la actuación de ambas fuerzas (la Policía y las FFAA) se enmarcó dentro de lo que establece la Constitución Política del Estado y los protocolos internacionales de respeto de los derechos humanos”.

Asimismo, exigió “una inmediata investigación para esclarecer las circunstancias en las que se produjeron las muertes y los heridos”.

​”Recordar al actual Gobierno que anunció que su transición buscaría la pacificación del país y se enmarcaría en la convocatoria a un proceso electoral, sin embargo hoy el pueblo boliviano debe lamentar (…) muertes que se suman a las 13 contabilizadas por la institución durante este conflicto”, puntualizó la entidad.

La emisora de los sindicatos que lidera el presidente depuesto Evo Morales dijo que los dirigentes de la marcha, dispersada por fuerzas combinadas de la policía y el ejército antes de ingresar a la ciudad de Cochabamba, aseguraron que todas las muertes habían sido causadas por impactos de bala.Los dirigentes cocaleros denunciaron en las redes sociales haber sido atacados también por aire, divulgando imágenes de vuelos rasantes de un avión de combate, al menos un helicóptero y hasta un dron.

La violencia en el municipio de Sacaba, punto de llegada a Cochabamba desde la región productora de coca de Chapare, coincidió con un anuncio de Áñez de que dictará “medidas constitucionales” para enfrentar a los que definió como “grupos subversivos armados” que estarían detrás de las persistentes protestas contra su asunción presidencial.

En el primer reporte del saldo de la violencia, el médico de guardia del hospital México de Sacaba dijo que ese centro había atendido en primera instancia a las víctimas del enfrentamiento.

“Son cinco personas fallecidas todos los que han traído y 67 heridos que han llegado, pero siguen llegando”, dijo el médico en un diálogo con familiares de las víctimas y dirigentes cocaleros transmitido en vivo por la radio sindical poco después de las 20:00 hora local (00:00 GMT), en el que informó que varios heridos fueron derivados al hospital Viedma de la ciudad de Cochabamba.

El médico, a quien videos divulgados por los sindicatos cocaleros lo mostraron identificando a los cinco fallecidos, se excusó de confirmar las causas de muerte arguyendo que eso correspondía al forense.

Al final de la tarde, cuando se divulgaron los primeros reportes de la violencia en Cochabamba, Gualberto Ariste, dirigente de las Federaciones del Trópico de Cochabamba y secretario de comunicación del MAS, dijo a medios locales que “la marcha ha sido atacada con gases y también con armas de fuego, sin provocación de los cocaleros”.

La movilización finalmente reprimida formaba parte de protestas dispuestas el Pacto de Unidad, grupo de organizaciones sindicales indígenas campesinas, que entre otras cosas, exigen la renuncia de la presidenta de facto Jeanine Áñez, y comenzaron a ocasionar desabastecimiento de combustibles y alimentos en las urbes.

“Exigimos la renuncia inmediata de la autoproclamada Presidenta interina del Estado, por ser ilegal, inconstitucional y en su autoproclamación haber violado la Constitución y el Reglamento General de la Cámara de Senadores”, dijo el Pacto de Unidad en un comunicado.

La Paz, capital política del país, también vivió una tarde de marchas indígenas en el centro, que fueron pacíficas pero que igualmente terminaron dispersadas con gases lacrimógenos por parte de la policía y sin intervención de los militares dispuestos en la ciudad.

En Beni (norte), Oruro (centro) y Potosí (sur) también se registraron enfrentamientos.

​El expresidente boliviano Evo Morales (2006-2019) condenó la muerte de los cocaleros.

“Condeno y denuncio ante el mundo que el régimen golpista que tomó el poder por asalto en mi querida Bolivia reprime con balas de las FFAA y la Policía al pueblo que reclama pacificación y reposición del Estado de Derecho; ahora asesinan a nuestros hermanos en Sacaba, Cochabamba”, afirmó Morales.

​Morales, exdirigente aymara de los sindicatos cocaleros, dimitió el 10 de noviembre en medio de violentas protestas contra su reelección y tras la petición expresa por parte de la policía y las Fuerzas Armadas luego de un informe de la Organización de los Estados Americanos que muestra irregularidades en las elecciones del 20 de octubre.

Por su parte, el canciller de Venezuela, Jorge Arreaza, expresó su repudio a la represión que ejercieron los cuerpos de seguridad contra los manifestantes.

“Represión desmedida y masacre en Cochabamba, hoy 15 de noviembre. Imágenes fuertes, pero necesarias para denunciar el carácter represor y dictatorial de quienes han asaltado el poder en Bolivia. La Comunidad Internacional debe condenar y actuar para detener esta barbarie”, escribió el canciller en su cuenta de la red social Twitter.

Leer Más